Exposición Afluente lodoso “El enigma de lo visible”

Exposición Afluente lodoso “El enigma de lo visible”

La atmósfera alegórica de la pintura de Antonio Montalvo lleva a la Sala de la Provincia el enigma de lo visible.

    La diputada de Cultura inaugura la exposición ‘Afluente lodoso’, proyecto con el que el autor obtuvo en 2016 la Beca Daniel Vázquez Díaz que concede la Diputación

     La Sala de la Provincia de la Provincia acoge desde hoy la exposición ‘Afluente lodoso’, proyecto artístico con el que su autor, Antonio Montalvo obtuvo en 2016 la Beca de Artes Plásticas Daniel Vázquez Díaz que concede la Diputación

     La diputada de la Cultura, Lourdes Garrido, acompañada por el artista en la inauguración, lo ha felicitado por una propuesta “que nos presenta un singular universo en el que está muy presente su mirada a lo ritual y lo alegórico, trascendiendo lo evidente, como si de un enigma de lo visible se tratara”.

     La exposición consta de 15 cuadros de diferentes formatos realizados con la técnica óleo sobre lienzo. En ellos se perciben referencias variadas, “desde las religiosas y eclesiásticas hasta las fetichistas, salpicando aquí y allá el modo en que seres y enseres encaran el cuadro, las composiciones en paralelo al plano de representación”, según indica el crítico Óscar Alonso Molina en el catálogo de la muestra. El resultado son escenas “de atmósferas cargadas, los efectos de luz atemperada y enrarecida, cierta delicuescencia de lo presentado en escena”.

     El desorden en la forma de tratar con los géneros clásicos, “se prolonga hasta el sentido moral de estos pequeños pero terribles montajes cuya explicación nunca se completa, dejando en suspenso el sentido de lo que vemos”. En palabras del crítico, en esta exposición Antonio Montalvo (Granada, 1982) “pinta animales como si fueran bodegones; desnudos como si fueran animales; bodegones como si fueran cuerpos… parece un simple truco, una suerte de maniera por la cual las cosas son lo que parecen pero, al mismo tiempo, algo más que se asoma a través de ellas con discreción”.

     Pero esa discreción no implica, mesura o moderación, ni siquiera ausencia de tensiones, ligereza, añade el crítico: “Lo perturbador que se vislumbra en las escenas de Antonio Montalvo se impone en la conciencia del espectador casi con brutalidad, cuanto menos con cierta crudeza. Allí dentro, tras de las apariencias más anodinas –unos paños, unas nueces, flores, telas y drapeados, ganado de granja- se amasa lo insondable, aquello que se va a manifestar en algún momento para dejarnos sin habla frente a la imagen”.

     Para Alonso Molina, el artista en su pintura toma siempre una de estas dos opciones: volcarse sobre detalles y primeros planos que dejan fuera de encuadre aquello que justifique su acercamiento a ese punto concreto del conjunto, o recrear ensamblajes con alguna mayor complejidad estructural y aire surrealizante, “desde donde se apunta, sin configurarse nunca, la alegoría”.

    La exposición ‘Afluente lodoso” permanecerá abierta en la Sala de la Provincia hasta el 21 de abril, en horario de 10:00h a 14:00h y de 17:00h a 21:00h de lunes a viernes y de 10:00h a 14:00 los sábados.

Sobre las Becas Daniel Vázquez Díaz

    El objetivo de las Becas Daniel Vazquez Díaz -que desde hace 25 años convoca la Diputación- es estimular la creación artística en Andalucía. Estas becas constituyen “un gran aliciente para los jóvenes artistas y atesora un enorme prestigio en todo el ámbito andaluz, al ser considerada una ayuda eficaz a la producción artística y un ejemplo de reconocimiento y fomento de la creación dentro del campo de las artes plásticas, y más aún en estos tiempos de crisis. Desde su creación en 1993, un total de 74 proyectos se han beneficiado de las Becas.

    Las Becas Daniel Vázquez Díaz están dotadas con 10.000 euros que se conceden a la producción. Es decir, se financia la ejecución de dos proyectos creativos (5.000 euros como máximo a cada uno de ellos) en cualquiera de las disciplinas de las Artes Plásticas, siempre que previamente hayan sido seleccionados por el jurado. Los artistas disponen del plazo de un año para llevar a cabo sus obras, que serán expuestas en la Sala de la Provincia de la Diputación de Huelva. Los artistas becados se comprometen, a su vez, a donar una obra original a la Diputación, que pasará a formar parte de los fondos artísticos de este organismo.

 

Información facilitada por la Diputación de Huelva

Pin It on Pinterest

Share This